Oraciones

20 Oraciones para el Enfermo que traerá paz y fortaleza en tiempos difíciles

oracion para el enfermo

oración para el enfermoAhora, ahí sentado, sentada enfrente de tu computadora, después de leer esto: cierra tus ojos, inclina tu rostro y únete en oración con todos aquellos que también están leyendo… 

Te pedimos que tu maravillosa luz llene la vida de aquel que te necesita, de aquel que en este momento está clamando por una respuesta. Señor, da libertad, sanidad, quebranta el poder del enemigo. Saca a mis hermanos de toda confusión, abre los ojos de los hijos para que se vuelvan a sus padres, sea desecha toda división familiar.

Sana a niños que estén sufriendo en los hospitales. Sana a aquellas personas que sufren de una aflicción que atenta contra sus vidas. Especialmente en este día, te pedimos que des fuerza, entereza, paz y multipliques la alegría de (nombre de la persona aquí). Da sanidad completa a su cuerpo.

Ponemos todas estas peticiones ante ti Padre, en El Santo Nombre de tu Hijo, Jesús.

Como Orar

En una ocasión la suegra de Pedro, discípulo de Jesús, estaba muy enferma. Cuando Jesús fue a visitar a esta familia, le pidieron ayuda en cuanto a ella.

En Lucas 4:38-39 vemos que Jesús se inclinó sobre la mujer, reprendió su fiebre y la sanó. La Biblia nos muestra muchas ocasiones como esta, cuando amigos y familiares oran por la sanidad de un ser querido.

Cuando oras por un amigo enfermo es importante recordar lo siguiente:

Eres un intercesor

Vemos en Lucas 4:38 que la familia rogó a Jesús ya que la mujer no podía. El intercesor es el que trae la petición delante de Dios en favor del enfermo. Usualmente este no es el momento para enfocarse en los intereses propios. Enfócate en tu amigo enfermo.

Declara el poder de Dios sobre la enfermedad

La Biblia nos dice en Filipenses 2:9 que Dios le ha dado autoridad a Jesús sobre todas las cosas. En el caso de la suegra de Pedro, vemos que Jesús reprendió la fiebre y al instante salió de ella. Durante tu oración ordena en el nombre de Jesús que la enfermedad se valla.

Ora con certeza

Esta familia pidió ayuda a Jesús porque lo conocían bien y conocían lo que él era capaz de hacer.

Considere que todos en el pueblo sabían que Jesús no era un médico. Aun así le rogaron a él, un carpintero, para que hiciera una obra milagrosa. Esto fue un acto de fe. Ora confiando que Dios tiene el poder y la habilidad de sanar.

Ora con palabras simples

Dios no está esperando que cites un diccionario médico.

Un corazón sincero es lo único que Dios pide de un intercesor. Solo di lo que está en tu corazón.

Puedes usar la siguiente oración para orar por un enfermo o usarla como ejemplo.

Oración: Padre nuestro que está en los cielos, Vengo delante de ti reconociendo que solo tú eres Dios. Reconozco que eres Dios de amor, de compasión y de misericordia. Por eso hoy te pido que te acuerdes de (amigo/a), Que está enfermo/a de _________.

Te pido, Jehová, que extiendas tu mano sanadora hacia (amigo/a). Te pido, Jehová, que quites el dolor de su cuerpo. Te pido, Jehová, que confortes su alma durante estos momentos difíciles. Te pido, Jehová, que (amigo/a) sepa que tu estas a su lado siempre.

La Biblia dice que tú le has dado autoridad a tu hijo Jesús sobre todas las cosas. Así que yo declaro que en el nombre de Jesús, la enfermedad se va de (amigo/a) Tengo fe que tú, Jehová, tienes el poder para sanar. Confío que la obra de sanidad está hecha en (amigo/a).

Gracias Jehová por escuchar mi petición. Gracias por tu amor y por tu misericordia. Gracias por tus grandes obras. Gracias por la salud de (amigo/a). Que tu voluntad sea hecha, en el nombre de Jesús, amen.

Use la Biblia para confortar

Puede usar versos como Santiago 5:15 para leer con el enfermo antes de orar.

El verso dice: La oración de fe sanará al enfermo y el Señor lo levantará. Y si ha pecado, su pecado se le perdonará.

Orar Por Los Enfermos Versículos

Salmos 103:3
El es quien perdona todas tus iniquidades, El que sana todas tus dolencias;

Santiago 5:15
Y la oración de fe salvará al enfermo, y el Señor lo levantará; y si hubiere cometido pecados, le serán perdonados.

Mateo 8:8
Respondió el centurión y dijo: Señor, no soy digno de que entres bajo mi techo; solamente dí la palabra, y mi criado sanará.

Salmos 30:2
Jehová Dios mío, A ti clamé, y me sanaste.

Mateo 12:22
Entonces fue traído a él un endemoniado, ciego y mudo; y le sanó, de tal manera que el ciego y mudo veía y hablaba.

Hechos 9:34
Y le dijo Pedro: Eneas, Jesucristo te sana; levántate, y haz tu cama. Y en seguida se levantó.

Mateo 14:14
Y saliendo Jesús, vio una gran multitud, y tuvo compasión de ellos, y sanó a los que de ellos estaban enfermos.

Salmos 107:20
Envió su palabra, y los sanó, Y los libró de su ruina.

Mateo 15:30
Y se le acercó mucha gente que traía consigo a cojos, ciegos, mudos, mancos, y otros muchos enfermos; y los pusieron a los pies de Jesús, y los sanó;

Salmos 147:3
El sana a los quebrantados de corazón, Y venda sus heridas.

Marcos 3:14-15
Y estableció a doce, para que estuviesen con él, y para enviarlos a predicar, y que tuviesen autoridad para sanar enfermedades y para echar fuera demonios:

Isaías 57:18
He visto sus caminos; pero le sanaré, y le pastorearé, y le daré consuelo a él y a sus enlutados;

Lucas 22:51
Entonces respondiendo Jesús, dijo: Basta ya; dejad. Y tocando su oreja, le sanó.

Oseas 14:4
Yo sanaré su rebelión, los amaré de pura gracia; porque mi ira se apartó de ellos.

Santiago 5:16
Confesaos vuestras ofensas unos a otros, y orad unos por otros, para que seáis sanados. La oración eficaz del justo puede mucho.

Oración para sanar a los enfermos

Querido Señor de la Misericordia y Padre de la Consuelo,

Tú eres a quien recurro para que me ayudes en momentos de debilidad y de necesidad. Te pido que estés con tu siervo en esta enfermedad. El Salmo 107:20 dice que tú envías tu Palabra y sanas. Así que, por favor, envía tu Palabra de sanidad a tu siervo. En el nombre de Jesús, expulsa toda enfermedad y dolencia de su cuerpo.

Querido Señor, te pido que conviertas esta debilidad en fuerza, este sufrimiento en compasión, la tristeza en alegría y el dolor en consuelo para los demás. Que tu siervo confíe en tu bondad y espere en tu fidelidad, incluso en medio de este sufrimiento. Que se llene de paciencia y alegría en tu presencia mientras espera tu toque sanador.

Por favor, restaura a tu siervo a la salud completa, querido Padre. Quita todo temor y duda de su corazón por el poder de tu Espíritu Santo, y que tú, Señor, seas glorificado a través de su vida.

Al sanar y renovar a tu siervo, Señor, que te bendiga y alabe.

Todo esto, lo ruego en el nombre de Jesucristo.

Amén.

Oración por un amigo enfermo

Querido Señor,

Usted sabe[nombre de un amigo o familiar] mucho mejor que yo. Conoces su enfermedad y la carga que lleva. También conoces su corazón. Señor, te pido que estés con mi amigo ahora mientras trabajas en su vida.

Señor, deja que termines en la vida de mi amigo. Si hay un pecado que necesita ser confesado y perdonado, por favor ayúdele a ver su necesidad y a confesarse.

Señor, yo oro por mi amigo tal como tu Palabra me dice que ore, por sanidad. Creo que escuchan esta ferviente oración de mi corazón y que es poderosa debido a su promesa. Tengo fe en ti, Señor, para sanar a mi amigo, pero también confío en el plan que tienes para su vida.

Señor, no siempre entiendo tus métodos. No sé por qué mi amigo tiene que sufrir, pero confío en ti. Te pido que mires con misericordia y gracia hacia mi amigo. Alimenta su espíritu y su alma en este tiempo de sufrimiento y consuélalo con tu presencia.

Hazle saber a mi amigo que estás ahí con él a través de esta dificultad. Dale fuerza. Y que ustedes, a través de esta dificultad, sean glorificados en su vida y también en la mía.

Amén.

Sanación Espiritual

Aún más crítico que la curación física, nosotros los humanos estamos en necesidad de curación espiritual. La sanación espiritual viene cuando somos hechos completos o “nacidos de nuevo” a través de aceptar el perdón de Dios y recibir la salvación en Jesucristo. Aquí hay versículos sobre sanación espiritual para incluir en sus oraciones:

Sáname, Señor, y seré sanado; sálvame y seré salvo, porque a ti te alabo. (Jeremías 17:14, NVI)
Mas él fue traspasado por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo que nos trajo paz fue sobre él, y por sus heridas fuimos nosotros curados. (Isaías 53:5, NVI)
Yo sanaré su perdición y los amaré libremente, porque mi enojo se ha apartado de ellos. (Oseas 14:4, NVI)

Sanación Emocional

Otro tipo de sanación por la que podemos orar es la sanación emocional, o sanación del alma. Debido a que vivimos en un mundo caído con gente imperfecta, las heridas emocionales son inevitables. Pero Dios ofrece sanidad de esas cicatrices:

Él sana a los quebrantados de corazón y ata sus heridas. (Salmo 147:3, NVI)

 


Leave a Comment