La increíble historia de Dobri Dobrev, Descubre porque es uno de los Mejores Hombres del Mundo

viernes 22 de agosto de 2014 – 09:35 a.m. 96

Acaba de cumplir 99 años y se llama Dobri Dobrev; un graffiti gigantesco con su rostro engalana el lateral de uno de los edificios de su ciudad. Por un obús que cayó muy cerca de su trinchera perdió el oído casi del todo durante la Segunda Guerra Mundial, pero esto no cuenta mucho en sus conversaciones. Lo han calificado de asceta, de loco, de santo. La mayoría de las veces ha sido visto como un mendigo. Pero su historia es más profunda.


Nació en 1914 en el pueblo de Bajlovo, por lo que deducimos que ha visto pasar todo tipo de horrores, personas de todas las calañas, banderas ajenas e imponentes. Muchos de los residentes en Sofía, Bulgaria,  alguna vez se han topado con él, pero desconocen su relato: el de antes y el de hoy. Y Elder prefiere callar, hablar lo menos posible de su historia. De lo que sí conversa es de la necesidad de la solidaridad y de la importancia de la fe.

Su misión es la de marchar por las calles de Sofía y pedir dinero. Sin embargo, este anciano mendicante no guarda nada para sí. La totalidad del dinero recaudado durante años podría considerarse como astronómica para un ciudadano común, un hombre de a pie. El punto está en que todo lo que ha recaudado ha sido donado y luego empleado en la restauración de varias viejas iglesias católicas y de algunos monasterios de la ciudad.


Y no es que su familia lo haya abandonado, sino que él mismo hace muchos años definió su función en este mundo. Vive muy modestamente en una pequeña habitación en el patio de una iglesia rural, en las cercanías a la capital búlgara. Como San Cirilo, apóstol de los eslavos, Dobri Dobrev ha dedicado mucho tiempo a caminar por sus pueblos, a conversar con los paseantes, a predicar la fraternidad. Todavía lo hace: a sus 99 años. Este año el anciano llegará a su siglo de vida.

La Increible Historia de Dobri Dobrev, Que lo Hace la Mejor Persona del Mundo

Jesús dijo: « Os digo de verdad que esta viuda pobre ha echado más que todos los que echan en el arca del Tesoro. Pues todos han echado de los que les sobraba, ésta, en cambio, ha echado de lo que necesitaba todo cuanto poseía, todo lo que tenía para vivir»