Dios vive debajo de la cama

Mi hermano Kevin piensa que Dios vive debajo de su cama. Al menos eso es lo que le oí decir una noche. Estaba rezando en voz alta en su cuarto oscuro, y me detuve frente a su puerta cerrada a escuchar. “¿Estás ahí, Dios?” dijo. “¿Dónde estás? Ah, ya entiendo. Debajo de la cama.” Me reí en voz baja y de puntillas fui a mi cuarto.


Las perspectivas únicas de Kevin son a menudo una fuente de diversión. Pero esa noche algo más generó por largo tiempo el humor. Me di cuenta por primera vez el mundo muy diferente que vive Kevin,


Continuar leyendo “Dios vive debajo de la cama”

Los comentarios están cerrados.