La Familia

“Vienen después sus hermanos y su madre, y quedándose afuera, enviaron a llamarle. Y la gente que estaba sentada alrededor de él le dijo: Tu madre y tus hermanos están afuera, y te buscan. El les respondió diciendo: ¿Quién es mi madre y mis hermanos? Y mirando a los que estaban sentados alrededor de él, dijo: He aquí mi madre y mis hermanos. Porque todo aquel que hace la voluntad de Dios, ése es mi hermano, y mi hermana, y mi madre”. Marcos 3:31-35


Aquí es donde aprendí que es un abrazo de “oso”, en este lugar me enseñaron a planchar mi primer pantalón, aprendí que prefiero ver la TV con ellos, que ver solo mi programa favorito, en este lugar me aceptan como soy, aquí no importa que estudie, ni en que trabajo, ni siquiera mis defectos, en este lugar soy importante, aquí me han dado ropa y comida, aquí me pusieron un nombre, aquí todos saben que día nací, aquí puedo llegar llorando y siempre habrá un hombro, aquí puedo contar mis logros y todos se alegran, en este lugar me siento seguro, este lugar se llama familia.


¿Cómo es tu familia? ¿Te falta tu papá o tu mamá? ¿Se pelean todo el tiempo? ¿No se hablan? ¿Has querido reunirlos a todos pero no se puede? ¿Tienes la peor familia? Aunque no tengamos una familia perfecta,  la mayoría tenemos que reconocer, que unos de nuestros mejores recuerdos tienen que ver con la familia.


Es casi imposible abrir el álbum, ya sea el fotográfico o el de nuestra cabeza y no derramar alguna lagrima, o por muy enojados o resentidos que estemos se nos escapa una sonrisa. Ver cuando tu mamá o tu papá te esta cargando de bebe, o la foto de tu primer pastel, o que tal esa foto embarazosa que siempre que la vez la quieres romper, pero no lo haces porque te trae muchos recuerdos.


No puede faltar una foto de toda la familia, esta es especial cada vez que la vez pareciera la familia perfecta, ya no importa lo que te hicieron, en ese momento se olvida que no te ayudaron cuando necesitabas, vez la cara de tu hermano y/o hermana, la de tu mamá, la de tu papá, la del abuelo y abuela, la del tío, la tía, el primo, la prima, tus hijos. Por más enojados, por más resentidos, por más distanciados, en ese momento recordamos todos los momentos que vivimos a lado de ellos. Esa es la Familia. Y no es cualquier familia es nuestra familia.


Dios también tiene familia, y seguramente también tiene su propio álbum, tiene la foto de aquel día que fue el más feliz de tu vida, tiene la foto cuando creíste que nadie te veía y tú estabas llorando, tiene la foto cuando ayudaste aquella persona, también tiene fotos tuyas embarazosas, de aquel día que te caíste ¿lo recuerdas? Y qué tal el día que aprendiste a hablar, por supuesto también hay fotos de eso. “Dios ve mis caminos, y cuenta todos mis pasos.”


Si tuviera enfrente a Jesús le preguntaría: “¿Jesús quién es tú familia?” y el me respondería: “todo aquel que hace la voluntad de Dios, esa es mi familia.”


Se parte de la más maravillosa familia. Estoy orando para que así sea.


Enviado por Alejandro Cunillé



facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail
Comenta esta Reflexion Cristiana: